Ciclo del coaching organizacional para motivar a equipos empresariales

08/12/2020
Alejandro Riveros
4/5 - (3 votos)

El coaching tiene importantes beneficios para las empresas y organizaciones. Ayuda, por ejemplo, a mejorar la comunicación con los empleados y a gestionar el cambio. Por otro lado, el trabajo de los coaches también facilita la implantación de nuevas culturas organizacionales en la empresa y permite conformar equipos unidos, que sean algo más que un mero grupo de personas. Es importante, por tanto, que cualquier directivo o profesional de los Recursos Humanos conozca las fases del ciclo de coaching organizacional.

Concepto de coaching organizacional: En qué consiste

El coaching organizacional es un tipo de coaching enfocado en el liderazgo empresarial. Es un coaching basado más en las relaciones, en la búsqueda de una mayor productividad y un mejor clima laboral en los equipos de trabajo. Dentro de este concepto, también se puede incluir el coaching ejecutivo, que se centra plenamente en el liderazgo y en la mejora de la comunicación.

Máster en Dirección y Administración de empresas (MBA)

Gestiona equipos y personas en los nuevos entornos empresariales.

Fases del ciclo de coaching

Cabe tener en cuenta que aproximadamente el 40% de los procesos de coaching los contrata el departamento de Recursos Humanos. Si bien, cada vez son más los altos ejecutivos que lo solicitan, con el fin de mejorar el liderazgo en su empresa. Este proceso se puede descomponer en un ciclo con las siguientes fases:

  1. Establecer la relación con el cliente o empresa: El primer paso para implantar procesos de coaching organizacional es sin duda iniciar la relación entre el coach y el cliente. Así, podrá obtener información sobre lo que necesita la empresa u organización.
  2. Realizar un diagnóstico de necesidades: En coaching es fundamental establecer un objetivo. Lo ideal es que este sea SMART. Es decir, concreto, medible, alcanzable, importante y que se refiera a un tiempo concreto. Se trata de una fase fundamental del proceso.
  3. Establecer un plan de acción: El plan de acción del coaching organizacional ha de discutirse para establecer acuerdos. De esta forma se optimizará la puesta en marcha del proceso.
  4. Pasar a la acción y la monitorización: En esta fase de acción es cuando se pone en marcha la estrategia de coaching organizacional. Por otro lado, también es cuando se comenzarán a monitorizar los resultados de esas acciones.
  5. Seguimiento y feedback: A partir de la monitorización, hay que realizar un seguimiento de cómo evoluciona el proceso de coaching. Para ello, es importante obtener el feedback del cliente o empresa.

Este ciclo se puede implementar cuantas veces sean necesarias, para así seguir los preceptos de la mejora continua o kaizen.

Herramientas de utilidad

Este proceso viene acompañado por multitud de herramientas, que debe dominar el coach. Entre ellas: cuestionarios previos, herramientas de escucha activa o trabajo en técnicas de conversación. Todo dependerá de las necesidades y del estilo del coach.

Máster en Administración de Empresas (MBA) especializado en Recursos Humanos

Las habilidades de liderazgo ejecutivo son abordadas en profundidad en el Máster en Administración de Empresas (MBA) especializado en Recursos Humanos de EALDE Business School. Se trata de un máster online impartido por una escuela de negocios de reconocido prestigio. El programa permite adquirir habilidades para obtener una visión global de todos los departamentos de la empresa: Marketing, Dirección General, Operaciones, etc.

Amplía información sobre la gestión de equipos empresariales en el siguiente vídeo:

Se el primero en comentar

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *